Nacho Medina comprueba cómo pueden acceder a sus datos sin que se dé cuenta