El olfato es uno de los sentidos más primarios