Jesús de día, ‘Bob Esponja’ de noche