David se queda sin su princesa bárbara: A Solange no le gustan los coches