Fernando no lo tiene claro: “A Rafaela le sobre naturalidad y a Marimar le falta naturalidad”