Débora, se confiesa: "Yo de pequeña me comía el sofá de mi abuela"