La reacción natural de un niño al descubrir que le toca el cromo de su ídolo