Solución al reto de los vasos comunicantes