Sorprendente momento de un niño de tres años montado sobre una pitón gigante