El 31,63 % de los ordenadores de todo el mundo está infectado con malware