La presentadora de televisión del futuro es un androide