Bill Gates alaba el tablet de Microsoft y el potencial de Windows 8