Cerca de 400 personas intoxicadas en Coria del Río (Sevilla) por vertidos tóxicos