La sequía da un nuevo uso a los pantanos