Se pone de moda cortarse el meñique para lucir tacones altos