Si vas al supermercado, lávate las manos si no quieres sufrir intoxicación alimentaria