Se casa en la sala de espera del hospital al saber que le quedan unas horas de vida