El presidente de Islandia quiere prohibir la piña como ingrediente en las pizzas