Una policía asiste un parto en el aeropuerto como toda una experimentada matrona