La policía de Marbella explica los motivos por los que no deberías comprar pasteles en la playa