El expresidente del Castellón acepta 6 meses por asaltar la casa de una pitonisa