Un joven denuncia en la red una brutal agresión de los porteros de una discoteca de Granada