Intentan escuchar bajo los escombros el móvil del obrero sepultado en Madrid