Cuatro muertos en una riada