Las cesáreas de acompañamiento permiten a los padres estar presentes en el parto