La mejor hamburguesa de Nueva York posee sello vasco