Un furioso bañista arroja una enorme roca a un coche que circulaba por la playa