La primera foto familiar de los duques de Cambridge, en tono informal