El 'estafador de las escorts', en el banquillo