La emotiva razón por el que una niña de 4 años caminó 8 kilómetros desafiando al frío