Ducharse más de una vez al día podría ser malo para tu piel