Dos jóvenes británicas, ingresadas después de tomar pastillas de éxtasis ‘Lego’