Una doctora triplica la tasa de alcohol permitida en horas de trabajo