El Gobierno regula las compras en internet y los contratos telefónicos