Los clientes de la prostitutas serán multados y los locales, cerrados