O te mojas o pagas una mariscada