Un pueblo sevillano sortea una cesta valorada en más de 300.000 euros