El castillo hinchable del accidente en el que murió la niña no tenía permiso municipal