El ayuntamiento de Sevilla da marcha atrás y no multará a los mendigos