Los autobuses apenas pueden circular por el centro de Málaga por las inundaciones