El asesino de Avellaneda ante el juez