Los "puntos violeta" contra las agresiones se extienden por las fiestas populares de todo el país