Numerosas personas apoyan en Alsasua a los agresores de dos guardias civiles