Un adolescente de 16 años grabó en su móvil cómo asesinó a otro