La transformación de una exadicta a la heroína: "Era un monstruo"