Denuncian la crítica situación que atraviesan los embalses de Buendía y Entrepeñas