Todavía hay coches atrapados en la nieve