Un estudiante brasileño se gradúa en tacones para protestar contra la homofobia