El estado de Sonora prohíbe los nombres "denigrantes" como Batman o Terminator