El niño que presenció la sobredosis de su abuela encuentra una nueva casa